Please select featured categories (for ticker) in theme admin panel. You can select as much categories as you want.

¿Ha perdido la fotografía de viaje parte de su frescura?

Parece una pregunta justa; y en las próximas líneas vamos a ahondar en el por qué. Ultimamente cuando me pongo a ver fotografías —en Instagram— tengo la desagradable sensación de estar viendo la misma foto una y otra vez. No importa lo más mínimo que sean fotografías de lugares geográficamente opuestos, las fotos de esos lugares va a despertar en tu fuero interno la idea de que ya has visto eso antes. La razón es simple: Ya lo has visto antes. Ahora las fotografías de viajes tienen un doloroso parecido entre ellas, una incómoda relación de semejanza que raya la copia.

Recientemente me he encontrado planeando un viaje para una semana. La fotografía forma parte de mi manera de ver y entender el mundo, de modo que, evidentemente, la cámara no iba a faltar en mi bolsa. Tras haberme decidido por Italia, comencé a mirar qué región quería visitar. Por mucho que me guste la idea de coger un coche o una moto y recorrer los caminos de Italia con la cámara, el presupuesto es limitado y tomar decisiones se hace necesario.

Fue entonces cuando entré en la espiral de perdición —no se me ocurre de qué otra manera llamarlo—, un mal que aqueja a gran parte de la comunidad fotográfica desde que conseguir seguidores en las redes sociales se ha convertido en una aspiración. Esta espiral no es otra cosa que volverse loco rastreando a través de internet todos los lugares del país buscando los que tienen un “mayor potencial fotográfico”.

Todo los viajes requieren de planificación —billetes de avión, trenes, autobuses, peso de nuestro equipaje, comida, otros gastos, etc.—, y siempre es bueno saber de antemano qué aspecto tiene el lugar al que vamos. Pero la fijación que existe ahora con controlarlo absolutamente todo cuando nos vamos de viaje, hace que nos olvidemos de todas nuestras buenas intenciones y vayamos a buscar como posesos los “Instagram spots”, o lo que es lo mismo, los lugares que más molan para que la foto que subamos a Instagram tenga muchos likes.

Siguiendo esta reflexión, el fotógrafo Eduardo Nave publicó el libro Like, en el que se hace una crítica a la transformación de la fotografía de viaje, explorando el paradigma de la necesidad de exponernos. En una entrevista a Calvoardiendo Magazine, el documentalista valenciano aseguraba que el ser humano ha contaminado el espacio para hacerse un montón de selfies y que el viaje entendido como una experiencia de aventurero apenas es posible hoy en día. “En Pekín, por ejemplo, en la Ciudad Prohibida, veías que los espacios la gente simplemente iba tomando fotos, pero ninguno se detenía a ver el espacio”.

Fotografía del libro Like de Eduardo Nave

Si alguien me pidiera que le hablase de mis referentes en fotografía de viajes, mi respuesta sería clara: José Manuel Navia, David Alan Harvey y Steve McCurry. Si hay algo que caracteriza a los dos primeros es su frescura y su espontaneidad a la hora de aproximarse a una fotografía. No hay lugar a dudas de que existe una intencionalidad, pero no a costa de la naturalidad y la espontaneidad del momento fotografiado. De McCurry me fascina su manera de retratar y su uso del color —cuánto desearía que aun se fabricara Kodachrome 64.

En nuestra obsesión por querer gustar y ser queridos, por desear triunfar en un medio social que dura una milésima de segundo, estamos perdiendo de vista el motivo que nos ha llevado a viajar a otros lugares desde que el ser humano tuvo capacidad y medios para hacerlo: Descubrir y ver con nuestros propios ojos lo que hasta el momento nos resultaba desconocido. Ahora queremos conocerlo todo antes, para poder hacer la foto en cuanto lleguemos; y entonces seguir caminando hacia la siguiente localización: el mundo se ha convertido en un parque temático gigantesco. Viajar significa dejarte atrapar por lo inesperado y estar abierto a vivir experiencias con las que no habías contado. Viajar es sinónimo de sorprenderse, si no ¿Qué sentido tiene?

Last modified: 10 mayo, 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies